"Mujeres que valen Oro" se unieron para coser en una campaña solidaria para el Hospital de Chepes.

Varios grupos de mujeres se unieron para confeccionar ropa de protección sanitaria para el personal médico, enfermeras y trabajadores del hospital “Luis Pasteur” ante la pandemia del COVID-19.

Cómo dejar pasar estas acciones, sabiendo que han sido muchas las mujeres voluntarias que ante la pandemia del coronavirus se unieron para coser batas, cubre calzados, barbijos para el  personal del hospital de la cabecera departamental.
Bajo el lema “Cuidemos nuestros servidores de la salud, nuestro hospital hoy nos necesita”, viendo que el aislamiento llego para quedarse por mas tiempo, comenzó un estado de alarma y pensando en la bioseguridad de los trabajadores del hospital, son muchas las manos de mujeres que se han ofrecido para coser en beneficio y solidaridad del personal de salud, camisolines, batas, barbijos y cubre botas para proteger la salud de los que tienen que seguir trabajando en la primera línea, como lo son los médicos, enfermeros, choferes, personal limpieza, cocineros, laboratorios y de rayos X del hospital Luis Pasteur.

Este grupo de mujeres que obraron de modistas, sacaron los patrones y los moldes para la confección de las prendas de protección, se movilizaron y se pusieron manos a la obra en distintos puntos de la ciudad de Chepes, y sin tener algunas, contacto entre ellas, pero siempre con el mismo fin común, el de la solidaridad. 
Fue así el caso del grupo del Centro de Formación Profesional Nº 3, docentes y alumnas, Magdalena Fernández, Karina Torres, Isabel Oropel, Teresa Ávila, Myrian Aguirre, Marcela Rojas y Natalia Gómez.

Otro fue el caso de Noemí "Pelusa" Aguilar, Delia Vega, Elva “Chicha” Montivero, Griselda Ema Ibáñez junto a otras en forma individual y el grupo de mujeres de FERCOA, Gabriela Fernández, Victoria Panizzino, Rosana Palacio y Nélida Bustos.
En estos grupos se confeccionaron 100 batas, 100 cubre calzado y 100 barbijos, con telas adquiridas con dinero extraído de la Mesa del Fondo Solidario de Rosario Vera Peñaloza, supervisado en la oportunidad por el cura Gonzalo Llorente y el concejal Leo Fernández.

Por otro lado,  una reconocida costurera de profesión, Delia "Negra" Ogas,  quien no quiso dejar pasar la oportunidad para poner a funcionar su máquina de coser y hacer también su aporte, dejando de lado en este caso lo comercial, en este caso la materia prima para confeccionar las prendas fue entregada desde el hospital, obtenidas a través del Ministerio de Salud de la provincia y en un aporte que hicieron los ex soldados de la Base Aérea de Chamical que donaron más de 250 metros de tela friselina para tal fin.

Ejemplos como los de este grupo de mujeres, que colaboraron en un gesto digno con el Fondo Solidario del Departamento de Rosario Vera Peñaloza y el hospital, poniendo su granito de arena con la mano de obra para ayudar a los demás en este difícil momento que se está  viviendo. 
Muchas de ellas, con hijos, en familia, sin trabajos, dejando de lado otras tareas o quehaceres del hogar, que no fueron impedimentos para unir sus manos y ayudar. 
Afortunadamente para toda la comunidad, con el corazón de ellas, su solidaridad al servicio del prójimo, y sumando a ello el aporte material de otros actores no menos importantes, se pudo dar solución en cuanto a lo preventivo, y así poder "Cuidar a quienes nos cuidan".